Los ciudadanos son los protagonistas, CES

Los ciudadanos son los protagonistas, CES

 

  • “El porvenir de Ixtapaluca está en nuestras manos”

Por José Manuel Miranda

IXTAPALUCA, Méx.- El proceso electoral sigue su marcha y los discursos no salen de un guion, mismo que mantiene la esperanza en los alcances de cada actor político y en eso se montan.

Algunos están rodeados de “amigos” recientes o han formado alianzas pactando reparto de botín si alcanzan su objetivo, otros se amparan en organizaciones que los guían por derroteros establecidos en planes generales de largo plazo.

En este último caso se ubica Carlos Enríquez, quien en su afán por conquistar el voto popular, hace recorridos planificados con base en una estructura que ya trabaja desde hace años y que su arribo no es de primera vez, sino que vuelve para pedir el favor en la urna.

En la unidad habitacional Los Héroes, un conglomerado urbano que ha encarnado todos los males del hacinamiento humano merced a una falta de planeación a largo plazo -considerando sus características demográficas-, el candidato tricolor expresó sus fórmulas verbales basadas en la fe de un trabajo previo.

En el lugar, le dijo a los vecinos que lo escuchaban: “El porvenir de Ixtapaluca está en nuestras manos… tenemos en puerta un gran reto, brindarle continuidad al proyecto de progreso que tanto le ha dado a Ixtapaluca en los últimos 5 años…  Depende de nosotros afianzar esta propuesta política con autoridad, o estancarnos creyendo en la demagogia barata de otros partidos políticos que no ofrecen nada más que promesas sin respaldo…”

Esta declaración ya de por sí dura contra sus contrincantes, refleja que no sólo busca un refrendo al gobierno que encabezó hasta antes de pedir licencia para ser candidato a diputado federal, sino que sabe que hoy está luchando junto a su organización contra un fenómeno social que ampara políticos migrantes de otros partidos, los cuales de no ser por el arrastre que representa su referente en la contienda nacional, no aspirarían a mayor cosa.

Enríquez Santos es enfático y dice que “… quienes logran un cargo público de cualquier índole son representantes del pueblo y por lo tanto se deben a la ciudadanía como gestores de bienestar…”, algo que raramente sucede en México, pero que él mantiene firme en su discurso y lo pone como su carta más fuerte.

Sus recorridos son sistemáticos y donde se planta, repite que la mejor promesa es el trabajo cumplido lo cual, cree con firmeza que es suficiente para atreverse a pedir el voto de nuevo.

En esta ocasión expuso, “… los ciudadanos deben mantenerse atentos en los comicios del próximo 1 de julio” y los exhortó a “denunciar cualquier anomalía con el objetivo de llevar a cabo unas votaciones transparentes que expresen con claridad la decisión del electorado…”

Habló sobre sus principales propuestas y dijo que trabajará en la zona gestionando recursos desde la Cámara de Diputados para impulsar el apoyo a los jóvenes deportistas, además de gestionar mejoras al sector salud y trabajar por proyectos que generen empleos para los habitantes.